Educación y Disciplina

¿Debería pegarle a mis hijos?

Siempre que nos hablan de disciplinar y corregir a nuestros hijos; relacionamos esas palabras con tenerles que pegar con la correa para que aprendan! Y eso no está nada bien.

La biblia JAMAS fomenta la violencia hacia nuestros hijos, por el contrario, fomenta la corrección para el que es necio y realmente quiero que estés muy atento a esto porque no son mis palabras ni mi experiencia como mamá la que te va a resolver cada duda o a decirte que debes hacer sino que, es Papá quien te va a aclarar hoy a que se refiere el con corregir, disciplinar, etc.

En un anterior post les hable acerca de los estilos de crianza permisivos y la educación cristiana; allí hable un poco acerca de este tema y como Dios nos ha dado de acuerdo a su plenitud; herramientas para que en el momento en que nos convertimos en papás, las podamos aplicar a la educación de nuestros hijos, así como él las ha usado con nosotros.

Pero la pregunta aquí es, ¿está bien pegarle?

Bueno… esa respuesta la encontré al entender la siguiente instrucción de Dios, está en Efesios  6:4 y dice “Y ustedes, los padres, no hagan de sus hijos unos resentidos; edúquenlos, más bien, instrúyanlos y corríjanlos como lo haría el Señor.”

Cuando hablamos de resentimiento, hablamos de heridas y muchas de esas en la vida de un niño pueden ser producidas por los golpes físicos que muchos padres les dan al pegarles de una forma brusca e indebida solo con el Ánimo de hacerse respetar.

Dios nos enseña en este versículo a educarlos, pero luego, recalca INSTRUYANLOS Y CORRIJALOS como lo haría el señor.

Así que entendiendo esta última parte y descartando definitivamente el hecho de que solo ganas respeto cuando les pegas, entiendes que la forma en como los debes instruir y corregir es como Dios te ha instruido y corregido a ti.

Papá nunca ha venido a la tierra a darte un golpe en la cara o una cachetada físicamente solo porque sacaste una mala nota en la universidad o dejaste de pagar el impuesto predial, papá usa las famosas “consecuencias” y las famosas “recompensas” para instruirnos y corregirnos en amor.

Tú me puedes decir, ok muy bonito eso pero a mí me ha tocado duro, yo quiero que mis hijos también aprendan que la vida es dura, bueno, que tal si te digo que solo depende de ti que tu vida sea demasiado dura o lo suficientemente liviana y que tus hijos no deberían repetir tu historia?.

La vara definitivamente debe ser empleada por los padres para el niño necio, la biblia lo enseña y Dios la ha suplido para que la usemos, pero debemos aprender a hacerlo con amor para cumplir con la gran instrucción que Dios ha dado a los papás acerca de NO HACER DE NUESTROS HIJOS UNOS RESENTIDOS.

¡La oración puede mucho cuando estas perdida y no sabes que hacer!, yo lo he vivido, no se trata de pegarle pero tampoco de no hacerlo! Se trata de instruirlo primero y pedirle la guianza al señor acerca de ccomo enfrentar ciertos comportamientos, pues no en todos los casos se debe usar la represión.

Llegado el caso y tú no sabes cómo usarla, si usarla, ni que debe pasar para usarla, busca a Dios, si le pides su fuerza, él te va a dar de su fuerza, si le pides su carácter, él te va a dar de su carácter, clama a él que el que responderá y te enseñara cosas grande acerca de la disciplina que tú no conoces.

Proverbios 3:11-12 (NVI)

“Hijo mío, no desprecies la disciplina del Señor, ni te ofendas por sus reprensiones. Porque el Señor disciplina a los que ama, como corrige un padre a su hijo querido.”

Yo, verdaderamente espero que este post haya sido de bendición para tu vida, si te gusto déjame un comentario en la parte de abajo; voy a estar demasiado feliz de conocer tu opinión acerca de este tema, te envío un fuerte abrazo y Dios te bendiga!

Soy una mamá con propósito, mujer cristiana que no promueve estilos de crianza permisivos, apoyo lo que Dios enseña a los padres a través del mejor manual de crianza >La Biblia< soy mamá de un pequeñín llamado Juan Esteban y vivo enamorada de la escritura realista, comparto mi vida y experiencia a través de las redes sociales con el propósito de influenciar las vidas de todas las madres jóvenes del mundo. Nací en Armenia - Quindio, soy estudiante en Psicología, Maestra, Emprendo en medios digitales, trabajo desde mi casa lo cual me permite generar ingresos sin descuidar a mi hijo y mis proyectos, esto hace parte de lo que les enseño y muestro por estos medios. Gracias por leerme, si yo puedo llegar lejos ¡tu también! Te envío un abrazo enorme By: Juanes & Stephanny

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *